Las nuevas prioridades del CIO post-Covid 19

Las medidas de urgencia quedaron atrás para los departamentos de IT. Los equipos ya trabajan de forma remota, las VPN están arriba y la seguridad reforzada. El impulso innovador, por fortuna, no ha hecho más que acelerar y los CIO conservarán el rol que han jugado estos últimos meses empujando al negocio. En consecuencia, las prioridades ahora son distintas. Descubra cuáles son a través de los testimonios de 24 directores de Sistemas de grandes organizaciones mexicanas.

La 5ta. mesa redonda virtual organizada por IT Masters Mag puso la mira en el futuro próximo. Ya no se trata de que la operación sobreviva a la contingencia, sino de cómo aprovechar los grandes saltos tecnológicos que se dieron en estos meses para fortalecer a las organizaciones, y aprovechar el impulso para hacer avanzar la transformación lo más lejos posible. Ese fue el ánimo que imperó entre los 24 líderes IT que asistieron y compartieron sus experiencias: sorpresa por los significativos avances conseguidos y optimismo con respecto al futuro de sus departamentos.

Con el patrocinio de Cloudflare, RSA, Rackspace y Xertica, esta nueva edición de IT Masters vTalks contó con la participación de directivos y ejecutivos IT de destacadas empresas del país, a saber: Aleatica, American Tower México, Coppel, Granjas Carroll de México, El Universal, Fibra Macquarie México, Finamex Casa de Bolsa, Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México, Grupo Financiero Santander, Grupo Industrial Lala, Grupo Kasto, Grupo Viva Aerobus, Helvex, Honda de México, La Latinoamericana Seguros, MVS Multivision, Sociedad Cooperativa Trabajadores de Pascual, Peña Verde, Probiomed, Prosa Promoción y Operación, Sistemas Empresariales Dabo, Tupperware Brands México, Universidad Anáhuac México Sur, y Universidad del Valle de México.

Simplificar y automatizar

Prácticamente todos los participantes indicaron que hacer más con menos era la exigencia de la dirección, y que las herramientas y procesos habilitados durante la pandemia habían pavimentado el camino para atreverse a cambios más revolucionarios.

Mauricio Castillo, CIO de Grupo Lala, indicó que están mirando hacia la automatización y tercerización de IT para encontrar nuevas eficiencias y modelos de negocio. Advirtió eso sí que el propósito es evitar recortes de personal. En esto coincidió Gustavo Alcalá, director IT de McStore: «Hay que buscar las automatizaciones pero también el equilibrio en las tareas actuales. Si la automatización hace innecesario un puesto, tienes que generar nuevos roles para no perder a tus equipos de trabajo». En opinión de Bernal López, subdirector de Innovación de Grupo Financiero Santander, la automatización de procesos puede traer muchas eficiencias y oportunidades. Analizar los datos que se generan gracias a la automatización es justo el lugar donde hay que ubicar al talento redundante para añadir valor.

En los últimos cinco meses estas organizaciones han transitado a toda velocidad por un proceso de digitalización. El resultado ha sido un cambio en la cultura organizacional que los CIO habían anhelado por años: una apertura a los nuevos procesos y la valorización de las herramientas tecnológicas.

Iván Alonso, vicepresidente de Tecnologías de la Información de la Universidad del Valle de México, relató que los principales stakeholders de la institución se dieron cuenta que su modelo de operación, si bien era exitoso, estaba hecho para otras épocas. No resistía a las exigencias de la nueva normalidad. «Ahora que ya todo es virtual, entendieron que para automatizar un proceso y facilitar por ejemplo el autoservicio requerían una digitalización más completa. El CEO nos dijo que la nueva prioridad es simplificar para automatizar. Esto es histórico, no hubiera sucedido sin el empuje de la pandemia», indicó Alonso.

La mayor confianza hacia los equipos IT y sus recomendaciones es resultado del evidente impulso que lograron para transitar al trabajo remoto o recomponer la operación del  negocio para adaptarse a las condiciones que impuso la pandemia. Francisco Orozco, subdirector de Sistemas y Procesos de Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México, indicó que gracias al valor que IT ha aportado en los últimos meses, hay una preocupación mayor con eficientar los procesos y se puso de manifiesto la necesidad de echar mano de mayor talento, para amalgamar la tecnología, el control interno y la alineación con los objetivos del negocio. «IT es una palanca de innovación, pero siempre debe ir de la mano de generar valor», añadió. Esto aplica para organizaciones en cualquier etapa de la transformación digital, como comentó Miguel Camacho, director IT de La Latinoamericana Seguros, una empresa “que era muy tradicionalista”, dijo. Habilitar la automatización y el trabajo remoto no estaba para nada en sus objetivos, y ahora perfeccionar estos procesos es una de sus prioridades.

Los participantes de la mesa redonda eligieron cuáles eran sus prioridades principales en esta etapa de la pandemia.

Todos a la nube

No es sorpresa que la nube fue uno de los grandes ganadores de la crisis sanitaria. Solo en México, la facturación de servicios cloud creció 46% en el primer semestre de 2020. El Software-as-a-Service se transformó en un salvavidas para las operaciones, habilitó el trabajo remoto y el acceso con relativa seguridad a los datos y aplicaciones de las empresas. Coincidentemente, los líderes IT que asistieron a la mesa redonda solo tienen elogios para esta tecnología, y su prioridad ahora es sacarle más provecho aún que el generado durante el pico de la contingencia.

César Quiroz, de Grupo Kasto y Mauricio Castillo, indicaron que contar con soluciones SaaS hizo una diferencia significativa: permitió moverse a la velocidad necesaria y cuestionar tecnologías que antes eran esenciales. «Si ya sobrevivimos 130 sin imprimir una sola hoja, ¿para qué vamos a invertir en impresoras cuando esto pase?», dijo Castillo, provocando risas y asentimiento entre sus colegas.

La migración a la nube permitió a las organizaciones tener, por ejemplo, toda la documentación en línea, habilitar la firma electrónica y gestionar procesos a través de herramientas como Business Process Management (BPM), entre otras disciplinas que están cambiando la cultura y la forma de operar.

Una opinión bastante extendida entre los IT Masters que participaron de la mesa es que ahora hay confianza en la nube, a lo largo y ancho de la organización. Antes el miedo era la principal reacción frente al cloud; hoy las preocupaciones se inclinan más por la seguridad y mantener la productividad. Los hechos hablan por sí mismos, como indicó Adrián Albo, director de Informática de Helvex: «Antes nos tomaba de cuatro a cinco meses generar un nuevo producto. Ahora podemos hacerlo en cuatro o cinco semanas».

Las velocidades post-coronavirus están en otra categoría y la opinión es prácticamente unánime. “Por lo que estoy escuchando de todos ustedes», comentó después de más de una hora de charla Antonio Valle, del periódico El Universal, «creo que el Covid también demostró que hemos sido muy lentos en el pasado como áreas de Sistemas».

Seguridad: el reto inexpugnable

A pesar del ánimo optimista y los éxitos cosechados en este periodo, los desafíos de seguridad tienen más alerta que nunca a los IT Masters. El trabajo remoto y en la nube terminaron por borrar los límites del perímetro y, como se trató extensamente en otra de las mesas redondas, puso al ser humano al centro de la ciberseguridad. La política generalizada para tratar con esta problemática fue endurecer la política de accesos y reeducar a la fuerza laboral. Muchas de las quejas recibidas por los departamentos IT tenían que ver con no lograr acceder a Netflix o a otras plataformas recreativas mediante los equipos corporativos.

En consecuencia, las organizaciones están hoy optando por herramientas que provean visibilidad de punta a punta, simplifiquen la administración e incorporen inteligencia artificial (AIOps) y NDR (Network Detection and Response). Aunque quizás lo más importante sea documentar los riesgos. «Qué información debe cuidarse más, con qué tecnologías y con qué controles de acceso. Para conseguir una seguridad óptima en estos tiempo es necesario que todas las reglas del juego estén claras. IT debe ser un habilitador de la tecnología, pero al mismo tiempo también de la seguridad», indicó Orozco, de Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México.

En la Universidad Anáhuac creían estar listos para habilitar la dinámica remota de una semana a otra, pero no contaban con los muchos problemas de seguridad que surgirían desde las personas, comentó su director de IT, Eugenio Valle. El problema fue expresado bien por Rafael Pimentel, director de Sistemas e Ingeniería de MVS Multivison: «La seguridad debe definitivamente estar basada en el usuario. Si antes teníamos un par de casos aislados que necesitaban políticas especiales, hoy todos son un caso especial. Nos puso a pensar totalmente fuera de la caja, para seguir estando protegidos como organización».

En especial con el alza exponencial de las amenazas y los ataques. Jenny Mercado, CISO de Finamex Casa de Bolsa, admitió también que el trabajo remoto ha aumentado la vulnerabilidad de los empleados y complicado su labor. “Estamos en un momento crítico en el que debemos redoblar esfuerzos para proteger la información y los datos”, afirmó. Bernal López, de Grupo Financiero Santander, se pronunció en el mismo sentido. Además, Miguel Cáceres, de Prosa Promoción y Operación, lo mismo que Camacho, de La Latinoamericana de seguros, están realizando capacitación continua de los usuarios, medidas estrictas para acceso a datos y navegación, así como monitoreo de dispositivos.

Aunque el reto no termina ahí. Para Gilberto Rodríguez, director corporativo de IT de Peña Verde, la prevalencia de un «modelo híbrido» de trabajo (parte remoto, parte en oficinas) será el nuevo reto. Las organizaciones tendrán dos ambientes o más, ya no habrá un retorno a la seguridad como se conocía antes de la pandemia.

Podría decirse que las empresas se encuentran en un momento de calma. Pasó la parte más dramática de la tormenta, hubo dificultades, pero la sumatoria de los éxitos supera por mucho los tropiezos. Las empresas aceleraron su transformación, la cultura se modernizó y la tecnología se acercó más al negocio. Los CEO están más conscientes que nunca de las capacidades digitales de sus empresas, pero eso también sumará más responsabilidades al CIO y a Sistemas. Algo en lo que coincidieron todos los asistentes a la mesa es que esa inercia no se puede desaprovechar: ahora es el momento de seguir acelerando.

Christopher Holloway

http://salalacalleymuere.tumblr.com

Director editorial de IT Masters Mag. Experto en gatos, libros y en los intrincados procesos tecnológicos que atraviesan el funcionamiento de las sociedades en todas sus expresiones.

Related posts

Deja un comentario