Cinco tendencias IT determinantes para el CIO en 2021

El 2020 reescribió las reglas de las IT en las empresas. Los eventos que empujaron el trabajo remoto masivo y la transformación digital acelerada esculpieron también una nueva forma de pensar la tecnología y le otorgaron un nuevo —y más importante— sitial al CIO. El 2021 obligará a los líderes IT a darle continuidad a esta revolución, pero el escenario es otro, la competencia es mayor, y encontrar una dirección no será fácil. Estas cinco tendencias, de acuerdo con CIO consultados y analistas, serán clave para determinar el camino óptimo a recorrer este año.

Tras un 2020 lleno de sobresaltos y situaciones críticas, los IT Masters comenzarán un periodo no menos turbulento. Si un CIO despertara hoy luego de 12 meses en coma y viera los avances tecnológicos que se desplegaron en las empresas, estaría seguro de que pasó años en la oscuridad de la inconsciencia. Esto hace más difícil que nunca proyectar que deparará el futuro próximo. La “bola de cristal” se ve hoy más turbia que nunca, pero eso no será excusa para detener la innovación en las organizaciones.

De acuerdo con Forrester, 2021 será el año que todas las compañías —no solo el 15% que ya lideraba la revolución digital— doblarán sus esfuerzos tecnológicos para invertir en nuevas formas de operar, nuevos productos y renovados ecosistemas de trabajo. Durante todo el 2020, IT Masters Mag rastreó las opiniones y preocupaciones de más de un centenar de líderes IT y los puntos comunes fueron siempre los mismos: se invertirá más en IT, continuará la búsqueda de ventaja competitiva a través de la tecnología y no se dejará de acelerar la transformación. El ánimo generalizado es optimista, pero los CIO no son ingenuos: saben que el tamaño del reto sigue siendo pantagruélico, y que las consecuencias de la COVID-19 seguirán afectando con fuerza a cualquier estrategia que se defina.

Pero más allá de la incertidumbre, estas tendencias —recopiladas a partir de investigaciones de Forrester, Gartner y IT Masters Mag— servirán como un faro para los CIO en este 2021:

 

  • Trabajo híbrido: Frente a la “sana distancia” muchas oficinas desaparecieron. Quienes no tenían esta opción de igual forma están intentando integrar esquemas de trabajo híbridos a su operación. El 2021, por lo menos el 21% de los trabajadores en Estados Unidos realizará sus labores principalmente desde el hogar, frente al 7% del año anterior. Más de la mitad de los empleados quieren pasar más tiempo en sus casas, incluso una vez que la pandemia retroceda. Las razones son claras: optimización del tiempo, menores costos de traslado y alimentación, y más contacto con la familia. Las empresas también han visto ahorros significativos, y lo mejor de todo es que la productividad incluso ha aumentado. Esto ha llevado a gran parte de los líderes IT consultados a perseguir una dinámica híbrida, que alterne entre la oficina y el hogar según sea necesario.
    Gracias al camino (forzosamente) recorrido en 2020 para habilitar el trabajo remoto, los CIO se enfrentan ahora no al reto de movilizar a su fuerza laboral de forma eficiente, sino de construir sobre las herramientas desplegadas para encontrar nuevas vetas de productividad, consolidar la eficiencia del trabajo híbrido e incluso construir nuevas oportunidades de negocio.
  • Inteligencia artificial y automatización:  Todo lo que pueda automatizarse se automatizará y todo lo que entregue mejores resultados en la nube se subirá. Estas tecnologías serán un nuevo piso mínimo para sentarse a la mesa a competir, pero comprenden un universo muy grande de herramientas, despliegues y aplicaciones, por lo que deberán alinearse muy de cerca al negocio para realmente entregar beneficios. Según datos de Forrester, el 35% de las organizaciones duplicarán su inversión en inteligencia artificial este año, y uno de cada cuatro trabajadores remotos se apoyará con nuevas formas de automatización. El grueso de las compañías alojará estos esfuerzos en plataformas conversacionales (para el soporte), RPA (para las tareas repetitivas) y machine learning (para la toma de decisiones y el IoT), pero quienes puedan armonizar de la mejor forma posible estas tecnologías con el negocio y con la cultura de la organización serán los ganadores de la mano. También importará el método por el cual se acceda a la IA. IDC afirmó que para 2023 una cuarta parte de las empresas G2000 adquirirán por lo menos una startup de inteligencia artificial con el fin de asegurar que cuentan con las habilidades y productos que apuntalen su competitividad.
  • Edge computing: El edge está alcanzando una importancia que pocos se esperaban para este año. Gracias a la cada vez mayor dispersión de los trabajadores, los CIO requieren mover almacenamiento y poder de cómputo hacia el “borde”, donde la información está siendo generada, para mejorar el desempeño de algunas tareas. Con los avances en cloud y conectividad, aprovecharlo es hoy más fácil que nunca. “El edge es el nuevo cloud”, indicó Forrester en sus predicciones 2021, y si bien queda mucho camino para alcanzar ese hito, se prevé que los proveedores de servicios edge se quedarán con cinco puntos porcentuales del crecimiento de la nube pública este año.
  • El nuevo CIO: Las primeras fases de la crisis tuvieron a los CIO concentrados en reducir los impactos, las siguientes los posicionaron en un rol de liderazgo profundo, en el que debieron aprovechar el camino recorrido en digitalización para llevar a sus empresas a una nueva era. La figura del líder de Sistemas está evolucionando y asume cada vez más responsabilidad, algunos en México incluso están tomando simultáneamente la dirección de Recursos Humanos. Los CIO que no logren alcanzar la velocidad requerida por el negocio o que no consigan adaptarse lo suficientemente rápido a los desafíos del 2021 tendrán muchos dolores de cabeza en los próximos meses. Por otro lado, aquellos que consigan desarrollar estrategias para poner a la nube por delante, priorizar la flexibilidad y adaptabilidad, y que consigan colaborar y afectar la cultura a lo largo de toda la organización tendrán todas las herramientas para liderar sus industrias particulares.
  • Ciberseguridad: El trabajo remoto y la nube borraron los límites del perímetro de seguridad tradicional y pusieron al ser humano en su lugar. En 2020 se endurecieron las políticas de accesos y se reeducó a la fuerza laboral, pero eso no evitó que existiera un alza impresionante en el número de ataques a empresas y que los CIO y CISO se sientan cada vez más desprotegidos. Las proyecciones indican que el 33% de las vulneraciones de seguridad serán causadas por personal interno en 2021, ocho puntos porcentuales más que el año anterior. Esto podría aumentar la importancia del rol del CISO, una figura que antes parecía más bien un lujo y que rápidamente se volviendo una necesidad. En especial por las múltiples tareas que el CIO debe gestionar y las graves consecuencias que puede alcanzar cualquier ataque exitoso. Para todo lo que se accione este año, deberá existir una estrategia de ciberseguridad que acompañe el camino.
Christopher Holloway

http://salalacalleymuere.tumblr.com

Director editorial de IT Masters Mag. Experto en gatos, libros y en los intrincados procesos tecnológicos que atraviesan el funcionamiento de las sociedades en todas sus expresiones.

Related posts

Deja un comentario