Liderazgo a través de la confianza

De acuerdo con Tim McDonald, arquitecto de humanidad, co-creador de CreatingIs, LLC y LIFEworking, “para ser un buen líder es necesario escuchar más que hablar, actuar para transmitir a los demás los propios sentimientos y conocer los de nuestros empleados, aceptar las diferencias de los miembros del equipo y compartir las emociones”.

El segundo componente es la actuación de un líder para enfrentar los miedos. Existe el miedo racional, como el de evitar un líquido caliente o detenerse ante un semáforo en rojo. Pero hay miedo irracional, aquello que uno piensa que nos pueden hacer daño pero cuando las enfrentamos de manera consciente nos damos cuenta que, de suceder, no puede poner nuestra vida en peligro y, en algunos casos, el resultado puede ser benéfico para nosotros.

Uno de los miedos irracionales más comunes es preocuparse por dinero, por no tener suficiente, por no alcanzar la meta de ventas, por perder el patrimonio. En realidad, no es algo que vaya a afectar la vida.  “Es momento de contar una historia nueva acerca del miedo, una historia que sea racional, porque necesitamos del miedo racional para protegernos. Podemos usar el miedo para ser más creativos, más productivos, con la adrenalina que genera».

Entre los efectos benéficos del miedo racional hay tres: Consciencia, Acción y Comunidad.

  • Consciencia: Para el ex director de Comunidad de The Huffington Post, si uno es consciente del miedo irracional, eso permite vencerlo y seguir adelante. Como dijo Albert Einstein, “lo importante es no dejar de cuestionarnos. La curiosidad tiene su propia razón de existir”. McDonald ejemplificó el caso de un empleado al que se le deja ser creativo para resolver un proyecto utilizando los recursos a su alcance, sin seguir una “receta” concreta. Eso genera espacios para la innovación.
  • Acción: Se refiere a dividir las grandes asignaturas en pequeñas tareas que puedan completarse en poco tiempo, para sentir la satisfacción de ser competentes y darse cuenta de que la hazaña no era tan grande como se percibía inicialmente.
  • Comunidad: Es sobre todo construir confianza. Muchos no saben siquiera cuál es el propósito de la empresa donde trabajan o su propio propósito.

Los líderes deben invitar a los miembros de su equipo a compartir la comida, a convivir fuera de la oficina, para conocerlos mejor, saber sobre su vida, sobre los proyectos personales que le apasionan. El conferencista invitó a los 65 IT Masters asistentes a permitir que su equipo se exprese libremente en el trabajo y poner alguien de antagonista para contrastar los propósitos de la compañía y su rol en ellos.

“Construir confianza es uno de los objetivos de crear comunidades, donde los miembros interactúen. Si es necesario tener reuniones virtuales, exigir que tengan abierto el vídeo, porque es lo más real que puede ser una charla remota”.

En resumen, el liderazgo efectivo es actuar, aprender y aceptar. El miedo debe ser identificado como racional e irracional y a partir de ahí utilizar sus efectos positivos para generar consciencia, actuar para escuchar y conocer, y construir comunidad. El otro elemento es la confianza, que se gana a través de aprender a escuchar, compartir los propios sentimientos, crear identidad e incluirlos en la conversación.

 

Mónica Mistretta

Mónica es fundadora, presidenta y directora general de Netmedia. Su trayectoria periodística inició en la revista Expansión. Ha sido editora y creadora de publicaciones especializadas en IT durante más de tres décadas. Escribe su columna “Contraseña” desde inicios de la década de los 90, misma que sigue vigente en su blog personal. Ha sido conductora, moderadora y conferencista en múltiples foros de la industria, y ha entrevistado a decenas de líderes de las principales compañías del medio.

Related posts

Deja un comentario